Quantcast
El tiempo en: Almería
17/10/2021

Almería

Condenado por pegar y retener durante una noche a su madre y a su abuela

Según el fallo, durante una discusión, propinó una bofetada en el rostro y patadas en las piernas a su abuela de 86 años

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Juzgados de Almería, Ciudad de la Justicia.

Una juez de Almería ha condenado a un hombre que reconoció durante la vista oral celebrada contra él que había agredido a su abuela octogenaria y a su madre durante una discusión, así como que las retuvo en casa durante una noche tras esto.

La sentencia, dictada por conformidad y consultada por Efe, señala que los hechos enjuiciados tuvieron lugar durante la madrugada del pasado 28 de febrero en el hogar familiar del acusado.

Según el fallo, durante una discusión, propinó una bofetada en el rostro y patadas en las piernas a su abuela de 86 años, con "claro ánimo de menoscabar su integridad física".

Asimismo, mientras pegaba a la anciana, el acusado profirió "expresiones atentatorias hacia su seguridad personal" tales como "te tengo que matar" o que "como le denunciara, ya buscaría cómo pegarle otra paliza y matarla".

En el transcurso de la disputa y "con el mismo ánimo", dio una bofetada a su madre, que había acudido en auxilio de su progenitora.

A continuación, el hombre cogió los teléfonos móviles de las víctimas y las retuvo en el domicilio "sin dejarlas salir durante toda la noche".

El fallo recuerda que el acusado ya fue condenado en junio de 2019 a seis meses de prisión por un delito de amenazas en el ámbito familiar, si bien la ejecución de la pena fue suspendida, y cinco meses más tarde a 60 días de trabajos en beneficio de la comunidad por un delito de malos tratos en el ámbito de violencia familiar.

Precisamente, esta última condena conllevó una orden de alejamiento respecto a ambas víctimas en vigor cuando se produjo la agresión, algo de lo que tenía "pleno conocimiento" el hombre, subraya la juez.

De esta forma, ha sido condenado a nueve meses de prisión por un delito de quebrantamiento de condena.

También se le imponen sendas penas de 69 días de trabajos en beneficio de la comunidad por dos delitos de malos tratos en el ámbito de la violencia familiar, uno por su madre y otro por su abuela, que además conllevan dos órdenes de alejamiento de 500 metros respecto de las víctimas durante dos años.

Por último, le han sido impuestas otras dos órdenes de alejamiento de 500 metros durante dos años y sendas multas de 21 meses, a razón de dos euros al día, por dos delitos de coacciones. 

COMENTARIOS