El tiempo en: Almería
Miércoles 28/02/2024
 

Barbate

Los seis detenidos que iban a bordo de la narcolancha ingresan en Puerto II

Mientras que por la tarde el Juzgado de Barbate dejaba en libertad con cargos a los otros dos detenidos

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Imagen de uno de los detenidos entrando en el Juzgado. -

El juez que instruye el caso por la muerte de los dos guardias civiles a los que embistieron con una narcolancha ha decretado el ingreso en prisión provisional de los seis detenidos que iban en la embarcación, a los que acusan de asesinar a los agentes.

Fuentes de la Guardia Civil han confirmado que los detenidos, tras abandonar el juzgado de Barbate, fuerono trasladados a la prisión Puerto II en el término gaditano de El Puerto de Santa María.

El Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 1 de Barbate, en funciones de guardia, ordenaba este lunes, a petición de la Fiscalía y de la acusación particular ejercida por la Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC), el ingreso en prisión provisional, comunicada y sin fianza de estos seis arrestados.

Fuentes jurídicas han confirmado que cada uno de estos seis detenidos está siendo investigado por dos delitos de asesinato, cuatro delitos de asesinato en grado de tentativa, seis delitos de atentado agravado, un delito de contrabando y un delito de resistencia grave a agente de la autoridad.

Asimismo, la juez ha acordado la puesta en libertad provisional de los otros dos arrestados con la obligación de comparecer en sede judicial el día 1 de cada mes.

Estos dos detenidos están siendo investigados por presuntos delitos de encubrimiento y resistencia a agente de la autoridad.

Se trata de los dos hombres que fueron en un coche a Sotogrande a buscar a algunas de las seis personas que estaban en la narcolancha que embistió a los agentes el pasado viernes a la entrada del puerto de Barbate.

Entre los seis detenidos que estaban en la narcolancha se encuentra Kiko 'El Cabra', que era quien pilotaba la embarcación que el pasado viernes arrolló mortalmente a los dos agentes en Barbate, y que tiene antecedentes por resistencia a la autoridad, desobediencia y blanqueo de capitales.

Según ha ido informando la Guardia Civil otro de los detenidos era J.I.A.B., de 39 años, sin antecedentes pero con numerosas infracciones, casi todas por tenencia y consumo de sustancias estupefacientes.

La lista la completan M.C., de 24 años y sin antecedentes y otros tres tripulantes de 21, 24 y 28 años, con antecedentes por tráfico de drogas, atentado a agente autoridad, lesiones, delitos contra el patrimonio y blanqueo.

Los hechos sucedieron cuando los agentes, junto a otros cuatro compañeros, se dirigían a identificar a los ocupantes de varias narcolanchas que se habían refugiado del temporal en el puerto de Barbate.

Una de las narcolanchas pasó por encima de la embarcación de los agentes, mucho más pequeña, mientras varios vecinos que estaban en el muelle jaleaban a los tripulantes de la narcolancha.

Los agentes fallecidos son Miguel Ángel Gómez, de 39 años y natural de San Fernando, perteneciente al Grupo de Especialistas en Actividades Subacuáticas (GEAS), que deja pareja y una hija; y David Pérez, de 43 años, natural de Barcelona, integrante del Grupo de Acción Rápida (GAR), que tenía mujer y dos hijos. E

Los agentes fallecidos son Miguel Ángel González Gómez, de 39 años, natural del municipio gaditano de San Fernando, miembro del Grupo de Especialistas en Actividades Subacúaticas (GEAS), con pareja y una hija; y David Pérez Carracedo, de 43 años, natural de Barcelona, integrante del Grupo de Acción Rápida (GAR), con mujer y dos hijos.

Ambos fueron despedidos por sus compañeros, familia y autoridades en los funerales celebrados en la catedral de Cádiz y en la de Pamplona. Los dos agentes fallecidos han sido reconocidos con la concesión a título póstumo la Cruz de Oro de la Orden del Mérito de la Guardia Civil.

Quienes han quedado en libertad con cargos son dos españoles tienen 34 y 54 años y cuentan con antecedentes por tráfico de drogas y contrabando. Fueron arrestados el primer día de los hechos como presuntos delitos de encubrimiento y resistencia grave a la autoridad, al ser interceptados cuando iban a recoger a los tripulantes de la narcolancha en un vehículo después de que los mismos embarrancasen la lancha en una playa de La Línea.

A su salida del Juzgado han defendido que "no estaban haciendo nada", que "no han matado a nadie" y que no iban a bordo de la embarcación que arrolló a los dos agentes.

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN