Quantcast
El tiempo en: Almería
Martes 03/08/2021

Curioso Empedernido

Confusiones y desconciertos

Antes de embarcarnos en cualquier cosa, nuestra paciencia nos va aportar más satisfacciones de lo que creemos

Publicidad AiPublicidad Ai
Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai
  • Juan Antonio Palacios.

Son muchos los personajes políticos que tienen grandes lagunas mentales y padecen confusiones, y por tanto a la hora de comunicarnos sus ideas generan confusiones entre quienes los oyen.

Se pierden entre chacharas y minucias, evidencian sus incompetencias y no tienen claro cual es el orden de sus prioridades.

En este ámbito hemos de procurar, entre lealtades y traiciones que no nos tomen el pelo, no debemos dejar de ser discretos ,pero no  confiar en todo el mundo. Cuando queramos poner en marcha un nuevo proyecto, no debemos olvidar de que sean posibles y estén conectados con la realidad.

Antes de embarcarnos en cualquier cosa, nuestra paciencia nos va aportar más satisfacciones de lo que creemos, sabiendo mantener cierta distancia de aquellos que nos prometen grandes promesas., y están constantemente reproduciendo el canto de la lechera, poniendo en duda toda la información por muy beneficiosa que nos parezca.

Entre confusiones y desconciertos, no podemos ni debemos sentirnos inquietos y revueltos, sino calmados y sosegados, y mucho menos sentirnos responsables de sus vidas, ni dejarnos llevar por acusaciones falsas y argumentos inconsistentes, asustados y acorralados por nuestros propios fantasmas y mezclando razones y emociones.

Necesitamos buscar tiempo para pensar, poniéndole freno al ritmo frenético y acelerado, sin por ello sentirnos culpables. Nuestra seguridad y tranquilidad atrae simpatías espontáneas y confidencias. No podemos hundirnos por un mal momento.

El sentido del humor nos hace ser especialmente atractivos para quienes nos rodean. Si nuestra paciencia y concentración se incrementan serán el hilo conductor que nos llevará al éxito. Todo tiene solución, pero debemos aceptar sin ningún tipo de frustración cuando nos equivocamos.

La excesiva exigencia puede llevarnos a meter la pata, y aunque tengamos que hacer uso de nuestras energías, no debemos sentir la tentación de ir a lo fácil, y procurar profundizar en nuestros ideales, desde nuestros deseos y perspectivas.

Vamos descubriendo, poco a poco, y a base de equivocarnos, que las razones y las verdades son de cada uno, de mucha gente que quisiera hablar, aunque les neguemos la voz e ignoremos sus aspiraciones yrealidades, que no es lo mismo la crítica que la incitación al odio.

Los sueños pueden estar al alcance de nuestras manos, si somos realistas y sabemos cuáles son nuestras posibilidades, entre lo esplendido y lo divertido o lo sencillo y lo agradable., estímulos y tentaciones, antigüedades y modernidades, danzas terroríficas y bailes fantásticos.

Seamos abiertos y no rechacemos propuestas que sabemos que pueden beneficiarnos, aunque tengamos cuidado en evitar los temas de conversación que suelen ser delicados. Debemos esforzarnos por poner la mejor de nuestras sonrisas, esquivando a la gente tóxica que no nos aportan nada.

Cuando se nos abren las entendederas, tenemos mayor capacidad de adaptación, demostrando mayor ánimo, fuerza y decisión, y siendo más observadores, amenos e ingeniosos, sin entrar en la práctica de cinismos, abusos e hipocresías 

Hemos de buscar encajes y soltar lastre, y no intentar captar la atención con el insulto y el disparate: Debemos vivir el presente con mayor plenitud, intentando combinar elementos y cambiar tendencias.

 

COMENTARIOS