Quantcast
El tiempo en: Almería
26/09/2021

Andalucía

Los médicos privados denuncian que les pagan "tarde y mal"

Los profesionales acusan a las compañías aseguradoras de poner en situación límite al colectivo

Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai
  • José Luis Perea, de ATA, Antonio Aguado Núñez-Cornejo y Alfonso Carmona, del Consejo Médicos.
  • Los colegiados presentan los resultados del primer Barómetro de la situación del sector en Andalucía

"Somos los peor pagados de toda Europa", sentenció esta mañana el tesorero del Consejo Andaluz de Colegios de Médicos, Alfonso Carmona, durante la presentación del Barómetro de la Sanidad Privada en la comunidad.

El informe profundiza en la situación en la que llevan a cabo su profesión los médicos privados, que son exactamente 11.943 de los 35.905 profesionales activos en Andalucía (un 36%).  

De esta cantidad, el 42,5% presta sus servicios en un hospital privado; el 37,3% ejerce en una consulta privada particular y el 20% alquila una consulta en un centro policlínico.

Conclusiones

La principal conclusión que se extrae del Barómetro es que nueve de cada diez médicos privados consideran que las compañías aseguradoras pagan "tarde y mal".

Además, los largos meses de pandemia no han hecho mejorar su situación, ya que la atención se ha centrado en los medios públicos.

Así, seis de cada diez médicos han registrado unas pérdidas de entre el 20 y el 50%.

Mientras que uno de cada cinco ha sufrido pérdidas superiores al 50%, lo que ha puesto a muchos profesionales en situación límite en los últimos meses.

La principal queja de los médicos está centrada en la falta de actualización de los baremos que las compañías ponen para pagar los servicios que proporcionan a sus asegurados.

Desde el Consejo Andaluz de Colegios de Médicos denuncian que estos baremos siguen siendo los mismas desde 1989.

"Lo habitual es que que se cobre 12 euros por la primera consulta, la segunda se cobra la mitad y la tercera ya ni se cobra", asegura Antonio Aguado Núñez-Cornejo, presidente del Consejo, quien agregó que las compañías tienden a excluir a aquellos médicos que piden pruebas caras para sus pacientes, con lo que la asistencia acaba resintiéndose.

"Los médicos no tienen capacidad de negociación con las compañías, puesto que estas no lo permiten", asegura.

De este modo, el 23% de los médicos que ejercen en la medicina privada ha sido expulsado en alguna ocasión de una lista de aseguradora sin justificación suficiente.

Para Carmona, este cúmulo de condicionantes está provocando un traslado de médicos privados a la sanidad pública nunca visto. "Muchos han tenido que cerrar y emigrar porque en la pública tienen vacaciones, bajas laborales, etcétera, cosa que en la privada, no", explica.

Para los médicos en ejercicio libre las compañías de seguros médicos mejor valoradas son Sanitas y Caser y las peor valoradas son Caixa Salud y Asisa.

Ofrecimiento al SAS

Por otro lado, los médicos del sector privado observan impotentes cómo mientras cada vez tienen menos actividad e ingresos, la sanidad pública está bajo mínimos, con la mayoría de recursos destinados a combatir la pandemia de coronavirus.  

Según sus representantes, ya se han ofrecido varias veces a la Consejería de Salud para llegar a un acuerdo por el que los médicos privados refuercen los servicios asistenciales del SAS.

Aseguran que se volverán a reunir con el consejero del ramo, Jesús Aguirre, el próximo 13 de agosto. 

COMENTARIOS